Forgot Password

In Blog

“El comedor Santo Domingo presta ayuda a más de 2000 personas a lo largo del ejercicio de 2017”

 

El Comedor Santo Domingo ha prestado servicio a un total de 2.327 personas, las cuales se han acercado a sus instalaciones de forma directa o a través de Puerta Única, dato que se recoge en la memoria del ejercicio de 2017 de la asociación. Siguiendo la tendencia de los últimos años, la mayoría de las personas atendidas por esta entidad han sido de nacionalidad española, personas en situación de necesidad que, por distintos motivos, necesitan de algo tan indispensable como la comida.

El programa de alimentación ha sido nuevamente el más demandado con un total de 154.047 servicios entre desayunos, almuerzos, cenas para los niños y bolsas para la noche.  Las familias continúan ocupando una parte importante de esta cifra pues han sido 253 las unidades familiares atendidas, en las que había 583 niños. Las familias españolas han sido 134, el 53% del total, un porcentaje que ha crecido respecto 2016.

Por su parte, el tanto por ciento de familias monoparentales ha sido de 69, el 27 por ciento de total, estos núcleos necesitan ayuda, ya que en la mayoría de los casos la persona que tiene a su cargo los menores está trabajando,  pero el salario no es suficiente como para sustentar a su familia y necesitan el apoyo del comedor. Muchas de estas familias han agotado las ayudas a las que tenían derecho y se encuentran en una situación de carencia total.

En los datos recogidos en la memoria, cabe señalar que el número de españoles atendidos sigue en aumento y en 2017 supuso el 61%, principalmente hombres y cada vez más jóvenes. Una gran mayoría ha perdido el trabajo y tiene muchas dificultades para volver a encontrar otro empleo, entre los nacionales, también hay muchas personas que tienen problemas mentales.

La directora del comedor, Mª Ángeles Martín, señala que este último año ha sido un año de duro trabajo en todos los sentidos. “Cada vez son más las personas que desean que se les ayude en los distintos procesos, siempre buscando una mejora de su situación. En 2017, se ha consolidado el programa de Orientación Laboral y son muchos los que se han beneficiado del trabajo que realiza la profesional que lleva este programa”, indica.

En 2017, el comedor habilitó un formulario online en su web para tratar de llegar a un mayor número de personas y conseguir más socios/as, pues precisa de más apoyos para dar continuidad a la labor que desarrolla en calle Pulidero diariamente. “Los socios son fundamentales para nosotros ya que necesitamos su aportación y apoyo, contamos con ellos para poder abrir el comedor cada día”, explica la directora del centro.

In Blog

El 34% de las personas atendidas por el comedor en 2017 eran mujeres, en su mayoría con familia

La pobreza continúa teniendo en la mayoría de los casos rostro de mujer, quien encuentra grandes dificultades para salir adelante conciliando el cuidado de la familia y el empleo. Así lo afirman las profesionales del Comedor Santo Domingo que, a lo largo de 2017, han atendido a un total de 492 mujeres -el 33,65 por ciento del total- y a 69 familias monoparentales, en su inmensa mayoría encabezadas por mujeres en riesgo de exclusión, con un total de 583 niños o niñas.

Y es que, los datos del Instituto Nacional de Estadística indican que el 42,2% de los hogares monoparentales –en su inmensa mayoría encabezados por mujeres– están en riesgo de pobreza, cuando la tasa media en España es aproximadamente la mitad, el 22,3%. De este modo, en nuestro país, la brecha salarial se sitúa en torno al 30 por ciento y se incrementa año tras año. Mientras que la brecha de desempleo en 2017 estaba en 3,37 puntos (tasa de paro femenino del 19 por ciento contra paro masculino de  15,6 por ciento).

En Andalucía hay un 21,8% de mujeres que, pese a tener un empleo, se hallan en riesgo de pobreza –muchas de ellas dedicadas al trabajo doméstico y de cuidados–. A este porcentaje hay que sumar el 41% de mujeres en situación de desempleo, según desvela el informe publicado por la Red Andaluza de Lucha Contra la Pobreza y la Exclusión Social.

En el Comedor Santo Domingo trabajamos por la igualdad y acompañamos a este colectivo ofreciéndole atención coordinada entre todo el equipo integrado por trabajadoras sociales, psicóloga, orientadora laboral, el programa de alimentación… fomentando la formación, la autoestima y trabajando codo a codo por la inclusión social.

In comedor Santo Domingo

“El acompañamiento es un trabajo de relación personal continuada, duradera, de comprender a las personas “

Hoy hablamos con una de las trabajadoras sociales del Comedor Santo Domingo, Teresa Peralta, que lleva ejerciendo su labor para esta entidad desde hace 15 años.

– ¿Cuál es la filosofía de trabajo del Comedor Santo Domingo?
– No es un lugar donde simplemente se da alimentación a personas que lo demandan, sino que aprovechando esta necesidad se las acompaña hacia la mejora de su situación, siempre teniendo en cuenta que el protagonista de la historia es la persona. Esto se lleva a cabo creyendo en su potencial, en la capacidad de esfuerzo, en que pueden modificar conductas que les perjudican, siempre respetando el tiempo que necesita cada una para cambiar. Somos un grupo de profesionales los que luchamos para que esto se haga realidad, trabajadoras sociales, psicóloga y orientadora laboral.

– ¿Cómo determináis las necesidades de una persona cuando pide ayuda?
– Las necesidades se van detectando a través de las entrevistas de seguimiento que van teniendo con las trabajadoras sociales. Depende de cual sea, ayudamos desde el comedor o derivamos a otra institución donde pueden ofrecérsela.

– ¿Cómo es el proceso de acompañamiento de principio a fin?
– Este proceso empieza desde la primera entrevista que tenemos con el acogido. El acompañamiento es un trabajo de relación personal continuada, duradera, de comprender a las personas para contribuir a que ellas mismas entiendan y empiecen a dominar su situación y las claves de sus dificultades; de apoyo para activar y movilizar recursos, capacidades, potencialidades de las personas y de su entorno.

Para llevar a cabo un buen acompañamiento es necesario una serie de capacidades y aptitudes como: capacidad de análisis tanto de la situación actual personal y familiar como la laboral, apoyos sociales, relaciones familiares, capacidad de relaciones interpersonales, relación de confianza, comprensión y respeto, empatía, claridad y transparencia, creatividad y flexibilidad. El acompañamiento parte de la responsabilidad de la persona en intentar organizar su propia estrategia, de utilizar los recursos a su alcance de forma eficaz. Acompañar es avanzar al lado de, es compartir un proyecto común.

– ¿Qué tipo de ayudas se ofrece a las personas que asisten al comedor?
– Si consideramos ayuda a los servicios que presta el comedor, estos son: alimentación, intervención social, apoyo psicológico, orientación laboral y clases de español. Todos encaminados hacia una mejor calidad de vida de la persona. Si consideramos ayuda como una necesidad puntual que demandan, estas pueden ser muy diversas: pago de alquiler, pago de luz y agua, transporte para cursos, productos de higiene y limpieza, material escolar, pago de DNI… o cualquier otra. Esta ayuda se presta después de una valoración por parte de las trabajadoras sociales, teniendo en cuenta si la persona está poniendo de su parte para cambiar su forma de vida.

– ¿Cuáles suelen ser las principales dificultades a las que hacen frente?
– Falta de recursos específicos para determinados colectivos con los que trabajamos, encontrar salida para personas inmigrantes sin documentación, formas diferentes de intervenir desde otras instituciones.

– ¿Cómo consideras que se podría implicar al resto de la sociedad?
– Dando a conocer la realidad de los colectivos con los que trabajamos a toda la sociedad, y especialmente en los colegios, para que tomen conciencia de ella. A través de los medios de comunicación necesarios, televisión, charlas, jornadas, radio, redes sociales…

– ¿Cómo es para ti trabajar en el comedor cada día y con este equipo de trabajo?
– Para mí este trabajo se convierte en un aprendizaje día a día, sobretodo de la persona que tenemos delante. Nos enseñan en muchas ocasiones valores que no tenemos en cuenta. Es muy satisfactorio y motivador cuando ves que la persona va dando pasos a su ritmo para cambiar y mejorar. Este trabajo me ha ayudado en muchos temas importantes para poder ayudar al otro, como trabajar mi desarrollo personal, cuestionar mi intervención, entender desde dónde actúa la persona… y otras muchas más. Con el equipo de trabajo me siento agusto, ya que es muy fácil trabajar con ellos, y quisiera destacar, especialmente las reuniones diarias que mantenemos para compartir los casos, son muy enriquecedoras a nivel personal.